Animales auspiciosos y desgraciados

Los búhos, las lechuzas y los cuervos siempre fueron considerados aves de mal agüero, pero una paloma blanca posada en la ventana anuncia en todo momento ventura.
El canto del ruiseñor es una buena señal mientras que el vuelo de las alondras o los vencejos anuncia casi siempre desdichas.
Ver una cigüeña se asocia con la feliz llegada de un bebé. Los aullidos lastimeros de los perros pueden anticipar la muerte de sus dueños o señalarla inminencia de un terremoto.
Escuchar el canto de un ave diurna por la noche suele considerarse una señal terrible.
Pero que un saltamontes o un grillo se cuelen en la casa es un signo favorable, que anuncia alegría y prosperidad económica.

Volver a Buenos y malos augurios

Conjuros y Hechizos

señales de buenos augurios, malos augurios, hechizos con saltamontes, malos augurios en casa, es de mala suerte perder el anillo de matrimonio, significado saltamontes en casa, significado de encontrar un saltamontes, que significa un saltamonte adentro de una casa, superstición saltamontes, que significa perder el anillo de matrimonio, significado del grillo, es de mala suerte perder el anillo de compromiso, significado de malos augurios, significado de grillos en la casa, significado de perder anillo de matrimonio, significado de saltamontes, significado de encontrarse un saltamontes, significado de encontrarse una paloma muerta, sgnificado de saltamontes, significa encontrar paloma muerta, significado d paloma muerta, significado de buen augurio, significado de encontrar saltamontes, significado de encontrar una paloma muerta, significado de encontrarse con una paloma muerta, significado de una paloma muerta en tu casa, significado de visita de saltamontes, venteveo agurios, una paloma muerta significado, trae mala suerte mudarse en luna llena

Cómo esquivar la mala suerte

Conocer los significados de los augurios, aprender a reconocer las advertencias incluidas en ellos, implica que podemos hacer algo para revertir, evitar o desviar la mala suerte que amenace nuestro destino.
De hecho, existen situaciones que exigen una rápida acción de nuestra parte o algún tipo de medida que podamos adoptar para paliar, si no evitar completamente, los efectos adversos de un mal augurio.
Por ejemplo, en el caso de que se nos rompa un espejo, en lugar de lamentarnos inútilmente, debemos tirar inmediatamente todos los pedazos a la basura, sin intentar reconstruirlo y mucho menos pegarlo. Tampoco debemos mirarnos en los pedazos rotos y es mejor reemplazarlo por otro lo antes posible. De esta forma, evitaremos males mayores.
En el caso de oír el canto de un gallo por la noche, el graznido de un cuervo o el canto de una alondra, se puede contrarrestar los efectos adversos, tomando un baño purificador con agua salada.
Si se pierde o rompe el anillo de matrimonio, no hay que demorar ni un día para reemplazarlo por uno nuevo. Si se ve pasar a alguien cojeando, se debe cruzar a la vereda de enfrente.
Los gitanos consideran de mal augurio mirar la Luna entre las ramas de un árbol. De ser así, puede ser conjurada sacando una moneda del bolsillo y escupiendo sobre ambas caras.

Volver a Buenos y malos augurios

Diccionario de augurios

En la lista que publicamos a continuación, podrá encontrar más presagios que le permitirán interpretar su suerte un día cualquiera del año.
• Perder el anillo de matrimonio, pronostica una época de tristeza o falta de entendimiento en la pareja.
• Si su anillo se rompe vaticina riñas e infelicidad en el matrimonio.
• Oír alondras cantando presagia tristeza.
• Si ve una urraca significa que usted amasará riqueza.
• Oír un gallo cantar de noche es presagio de que tarde o temprano derramará amargas lágrimas.
• Si, caminando por la calle, le cae agua de arriba significa que le espera una decepción.
• Ver conejos blancos indica fidelidad en el amor o la llegada de niños.
• Encontrar alfileres en el suelo profetiza que habrá desavenencias y peleas en la familia.
• Romper una aguja significa soledad y pobreza.
• Ver álamos es un buen augurio si están llenos de hojas o florecidos.
• Si le rocían agua en la cabeza, es un presagio de un apasionado despertar hacia el amor.
• Si oye a distancia el rebuzno de un burro, recibirá dinero.
• Ver un coche de caballos pasar por delante de su casa predice que encontrará obstáculos en el amor.
• Si le regalan un canario, recibirá placeres inesperados.
• Si pisa un caracol entrará en contacto con gente desagradable.
• Si oye chanchos que chillan recibirá desagradables noticias de amigos ausentes.
• Ver cisnes blancos promete entusiastas perspectivas en el amor.
• Ver pasar a alguien cojeando denota pequeñas frustraciones.
• Ver cornejas indica que sus metas no le proporcionarán el placer que esperaba. Una corneja muerta presagia enfermedad.
• Ver un cuervo presagia infortunio y luto.
• Oír el graznido de un cuervo indica reveses de fortuna.
• Tener un encuentro con personas desconocidas anuncia un cambio, para bien si la persona es bien parecida y, para mal, si es fea o deforme.
• Oír un benteveo cantar lejos significa noticias melancólicas.
• Ver huevos de pájaros anuncia ganancias inesperadas.
• Ver un rebaño de ovejas denota que habrá buenas cosechas.

Volver a Buenos y malos augurios

Conjuros y Hechizos

yhs-fullyhosted_003, diccionario de augurios, presagio corneja

Supersticiones lunares

Tradicionalmente se considera que mirar la Luna a través del vidrio de una ventana o entre las ramas de un árbol trae mala suerte.
Según una antigua tradición inglesa, quien miraba la Luna Nueva debía besar a la primera persona del sexo opuesto que se le presentaba y formular un deseo, que se cumpliría antes de que terminara el mes.
También se afirma que ver esta Luna a la derecha o delante de uno, anuncia fortuna durante el resto del mes, pero si está a la izquierda o detrás, la suerte dará la espalda.
Algunos piensan que trae mala suerte casarse o mudarse de casa durante la Luna Menguante.
Dicen también que lo peor que se puede hacer es mirar esta Luna cuando no se lleva dinero en la billetera, ya que la situación financiera empeorará. Otros aseguran que trae mala suerte no llevar una moneda de plata en el bolsillo al contemplarla. Con respecto a la Luna Llena, siempre se consideró de mal augurio señalarla con el dedo.

Volver a Buenos y malos augurios

Buenos y malos presagios

Existe una serie de días clave en la vida de cada individuo en los que se debería prestar especial atención a las señales que aparecen. A continuación exponemos algunos casos de buenos y malos augurios para que usted pueda distinguirlos y tomar sus debidos recaudos.

El día del casamiento

• Oír cantar a un gallo por la mañana es una buena señal, que promete un feliz matrimonio y un hogar lujoso.
• Ver una paloma muerta anuncia separación o infidelidad.
• Pasar por un cementerio antes de la ceremonia nupcial augura penas o accidentes en el viaje de novios.
• Ver a un cojo augura desilusiones.
• Ver pasar caballos por la calle denota comodidades y holgura en el matrimonio.
• Ver un funeral presagia un matrimonio infeliz.
• Romper un espejo antes de la ceremonia nupcial augura un matrimonio infeliz.
• Oír el canto armonioso de un ruiseñor es muy favorable para los enamorados.

El primer día de trabajo

• Si el ascensor del edificio se detiene repentinamente, quiere decir que le amenaza un peligro en ese lugar.
• Ver trillizos predice éxitos profesionales.
• Ver una bandada de aves volando en el cielo augura prosperidad y éxito.
• Ver o soñar con buitres indica que se verá envuelto en murmuraciones e intrigas.
• Si alguien le pide ayuda ese día profetiza que usted será favorecido en sus esfuerzos, por lo que ascenderá pronto a una posición más alta.

El día del nacimiento de un hijo

• Oír la alegre risa de niños o el canto de un ruiseñor significa felicidad y salud para el recién nacido.
• Si ve un ave herida, augura una pena profunda causada por el hijo.
• Ver un coche fúnebre indica la llegada de hijos enfermizos.
• Ver una golondrina es señal de que reinará la paz y la armonía hogareña. Si está muerta denota tristezas, a causa del hijo.

Antes de un viaje

• Ver cornejas indica que su viaje no le proporcionará el placer que esperaba.
• Perder el equipaje, para los solteros, es señal de compromisos rotos a la vuelta del viaje.
• Si el día antes escapa de ser atropellado, le advierte que es mejor evitar o posponer el viaje.
• Ver una hoguera trae prosperidad a los viajeros.

El día del cumpleaños

• Ver hormigas un día antes indica que habrá pequeñas molestias e insatisfacciones durante el año.
• Una tormenta de granizo anticipa que habrá poco éxito en cualquier actividad que emprenda.
• Ver una estrella fugaz augura que tendrá mucha suerte en sus planes.
• Oír las notas de una flauta indica que tendrá agradables encuentros y actividades rentables.
• Ver gorriones revela que estará rodeado de comodidades y amor durante el año.

El día de un examen

• Si mete el pie en un charco de agua sucia, anuncia que usted cometerá equivocaciones.
• Oír la noche antes el croar de las ranas indica buenos resultados en las pruebas.
• Escuchar a otras personas discutiendo la noche antes, denota resultados poco satisfactorios.

Durante la compra de una propiedad

• Ver a una paloma haciendo su nido, indica un hogar feliz.
• Ver aves de hermoso plumaje ese día es un signo favorable.
• Oír el balido de una oveja en sueños indica que usted tendrá nuevos deberes, aunque no necesariamente desagradables, a causa de esa propiedad.

Si hay mudanza o cambio de residencia

• Ver patos volando le profetiza una
convivencia feliz y niños en el nuevo hogar.
• Ver una estrella fugaz le anuncia prosperidad en su nueva residencia.
• Ver plumas de gallina denota pequeños disgustos en el nuevo hogar.
• Si encuentra una araña (especialmente si está tejiendo), augura que será feliz en su nuevo hogar.

El día en que abre un negocio o empresa

• Ver pasar caballos engalanados augura éxito en los negocios y ganancias.
• Ver gorgojos vaticina pérdidas en el comercio.
• Encontrar basura en la puerta del edificio o negocio predice escándalos sociales y negocios desfavorables.
• Si un gato lo araña, indica competencia o que un enemigo planea arrebatarle las ganancias de su actividad.

Volver a Buenos y malos augurios

Conjuros y Hechizos

horoscopo presajios buenos y malos, presagios bandada de pájaros, Ver una estrella fugaz es presagio

El lenguaje de los gatos

El comportamiento de los gatos ha sido siempre un método utilizado para predecir la buena o mala suerte.
Si desea averiguar qué le depara el futuro, sólo tiene que dejar a su gato, o alguno conocido, en una habitación cuando sus amigos o familiares se hallen reunidos, y observar sus reacciones con los invitados:
• Si el gato permanece sentado tranquilamente junto a la persona, augura paz y prosperidad.
• Si el gato refriega su lomo contra la persona, le augura buena fortuna.
• Si salta repentinamente sobre su regazo, predice mucha suerte.
• Si el gato huye, la persona guarda un secreto que saldrá a la luz en un futuro próximo.
• Si el gato maulla estando cerca de la persona, augura que surgirá una buena oportunidad que no deberá pasarse por alto.

Volver a Buenos y malos augurios

Señales de la naturaleza

La Naturaleza puede transmitirnos, de diferentes y sutiles maneras importantes mensajes. Las plantas, los animales, el viento, las estrellas, el clima y las mareas son una fuente de información constante.
Los antiguos sabios extraían su saber y sus artes de adivinación de los cambios imprevistos de la Naturaleza. Escuchaban lo que decían los árboles, lo que el viento susurraba, comparaban la forma de las nubes. Todas esos conocimientos siguen presentes en aquellos que habitan en áreas rurales; sin embargo en las grandes ciudades se ha perdido esta sencilla sabiduría.
El mundo externo está lleno de señales; si agudiza sus sentidos, se percatará de que todo cuanto usted es capaz de ver, escuchar y oler puede servirle de guía.
En el trabajo, de compras, mientras cocina o mira televisión podrá encontrar buenos y malos augurios si permanece un estado de alerta y reflexiona, luego, sobre sus propias acciones.

Volver a Buenos y malos augurios

El origen de los indicios

¿Quién no ha experimentado cierto temor ante un mal augurio? De la misma manera, ¿quién no tiene la secreta esperanza de que se apaguen todas las velitas de su torta de cumpleaños, en señal de que sus deseos pronto se habrán de cumplir o encontrar un grillo o una mariposa de colores vivos dentro del hogar?
Ya sea a través de códigos ancestrales, señales de la Naturaleza o mensajes del inconsciente, continuamente tenemos presagios que anuncian acontecimientos felices o desagradables.
Estos sinos, hados, augurios, o como queramos llamarlos, tanto pueden recibirse a través de sueños, voces, sensaciones o visiones, cuando proceden de nuestro sentido de alerta interior o bien, pueden manifestarse en el exterior, como en el caso de tormentas y eclipses. Tanto en un caso como en el otro, quienes decodificamos e interpretamos el sentido de las señales somos nosotros.
Por eso, una misma cosa en una cultura puede ser motivo de festejo y en otra de tristeza, por ejemplo.
Los cuervos en la India son considerados benefactores, ya que realizan un trabajo de purificación, al comerse los restos de los animales sin vida.
En tanto que, en otros países, esas aves son un mal augurio. Sin embargo, existe un inconsciente (o memoria) universal que alberga un mensaje único, es decir, que puede ser captado de modo similar a nivel colectivo.
Así, nadie duda de la mala suerte que trae colgar en la pared el calendario del nuevo año antes de que haya terminado el viejo o festejar el cumpleaños anticipadamente.
Por otra parte, hay acontecimientos que parecen adversos, pero que anuncian, sin embargo, hechos felices; por ejemplo, que llueva durante la ceremonia de casamiento es una buena señal, ya que augura una vida matrimonial dichosa. También se dice que pisar excremento de perro atrae la llegada de dinero, aun cuando a nadie le resulte grata tal experiencia.
Como sea que los descifremos, la vida está llena de sinos que nos advierten de peligros y otros que -afortunadamente- anuncian buenos sucesos.

Volver a Buenos y malos augurios

Conjuros y Hechizos

origen de los indicios

Buenos y malos augurios

¿Qué significa ver una estrella fugaz la noche de nuestro cumpleaños? ¿Romper una aguja nos pronostica años de soledad?
Te enseñamos a descifrar los augurios del destino, y a desviar la mala suerte cuando ésta amenaza.
Hay hechos y situaciones en la vida cotidiana que indudablemente son temidos y considerados malos presagios, como los eclipses, los gatos negros, derramar la sal o perder el anillo de compromiso. Por otra parte, nadie duda de la buena suerte que traen las vaquitas de San Antonio o encontrar la sortija matrimonial al partir la torta de bodas.
Las señales de la suerte son tan numerosas que resulta imposible clasificarlas todas, pero en esta nota trataremos de mencionar las más importantes y de enseñarle cuáles son los pasos a seguir cuando alguna de ellas no ha sido favorable, para evitar, así, que sus efectos sean tan perjudiciales.
El origen de los indicios
Señales de la naturaleza
Buenos y malos presagios
El lenguaje de los gatos
Supersticiones lunares
Animales auspiciosos y desgraciados
Diccionario de augurios
Cómo esquivar la mala suerte